Para salvar los desniveles en los jardines, muchas veces se recurre a la colocación de traviesas de madera para que hagan de soporte de la huella de unas escaleras hechas con el propio terreno. Esta técnica requiere de un estudio previo del desnivel total que se necesita salvar, de la proyección horizontal del espacio que tenemos… así como tratar la subbase de lo que será la futura escalera con grava y otros elementos drenantes para que no se acumule el agua de riego y lluvia en la tierra que está en contacto con la traviesa de madera. De lo contrario, la madera, aunque venga tratada en autoclave contra hongos e insectos, terminará pudriéndose en pocos años. Aquí os ponemos las fotos de unas escaleras en jardines utilizando estos materiales. La madera se integra en el jardín como un elemento más, dando un resultado muy decorativo.